La repercusión ambiental vendría en la etapa de explotación y para llegar a ella la empresa tendría que ingresar una solicitud y un estudio de impacto ambiental previo ¦ Foto Perseo Bernal

Los proyectos de la mina de oro Caballo Blanco en Actopan y las presas en Jalcomulco son inexistentes, pues a la fecha no hay una petición formal ante la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), informó Manuel Molina Martínez, titular de esta dependencia.

Luego de la polémica desatada por organizaciones ambientalistas que acusan que ambos proyectos generarán graves daños al medio ambiente, el funcionario refirió que en realidad ninguno existe, pues no hay documentos de petición de permisos ingresados.

“Yo he oído mil cosas sobre ambos proyectos, la realidad es que no hay nada, son rumores o proyectos platicados que ambientalmente no existen, pues no hay solicitudes formales”, reiteró.

En el caso de la mina de oro Caballo Blanco en Actopan y Alto Lucero, perteneciente a la empresa Goldgroup Mining Inc., mencionó que hay un proyecto de exploración en el lugar, pero este no causa daño al medio ambiente.

Desde hace 10 años, recordó, se encuentra este proyecto y han solicitado permisos para perforación y exploración, sin embargo en esa etapa se han quedado.

“La minera tiene dos etapas, están en la exploratoria, tienen 10 años que he oído de esta polémica ambiental, lo real es que no han pasado de ahí”.

La repercusión ambiental, adujo, vendría en la de explotación y para llegar a ella la empresa tendría que ingresar una solicitud y un estudio de impacto ambiental previo.

En el caso de las presas e hidroeléctricas que presuntamente se construirían en Jalcomulco, luego de la determinación de quitar la veda de construcción en esta cuenca, dijo que tampoco hay un proyecto real.

“Mucho se dice, nos hemos reunidos varias veces con los ambientalistas para explicarles que al momento no existe nada ingresado, y que cuando exista algo real será público en el portal de la dependencia como lo señala la ley”.

Explicó que también el proceso de quitar la veda de construcción de la cuenca del río Jalcomulco es un proceso lento, pues tiene implicaciones jurídicas que no se resuelven en un unos meses. “La veda todavía no se quita, por lo que sería imposible tener un proyecto ahí; he oído que son hasta 20 presas, la realidad es que la Semarnat no tiene nada ingresado, entonces para nosotros no existe el proyecto”, remató.

http://www.jornadaveracruz.com.mx/Noticia.aspx?ID=110822_121946_621&id_seccion=0