Por PEDRO SERVIN | Associated Press – jue, 2 feb 2012

Reuters – Hace 11 horas

ASUNCION (AP) — El gobierno paraguayo ratificó la legalidad de la concesión de seis mil hectáreas de terreno por 25 años a la compañía minera canadiense Lampa para la extracción de oro, según un comunicado difundido el jueves.

Las actividades de Lampa en su planta procesadora ubicada en la comunidad Paso Yobai, a 220 kilómetros al este de Asunción, autorizadas por una ley promulgada en 2003 por el entonces gobierno del presidente Luis González Macchi, fueron interrumpidas el miércoles último debido a la protesta de vecinos de la zona dedicados a la búsqueda informal del metal precioso.

En el espacio de seis mil hectáreas se encuentran propiedades municipales y privadas por lo que Lampa necesariamente debe llegar a un acuerdo con los dueños para la extracción de oro. Los pobladores aseguran que hasta el momento no hubo ningún convenio.

«Todas las concesiones se encuentran sujetas a lo dispuesto en la Ley de Minas», sostuvo un documento originado en el ministerio de Obras Públicas.
Agregó que «la concesión que tiene Latin American Minerals Paraguay Sociedad Anónima (Lampa SA) establece el pago de un 5% de royalties sobre el valor FOB de la producción, además de los cánones mineros».

Sin embargo, advirtió que un «permiso o concesión no otorga derechos sobre los terrenos o propiedades inmuebles, debiendo los permisionarios o concesionarios llegar a un acuerdo con los propietarios para ingresar a su propiedad y realizar trabajos».

«La concesión o el permiso no son expropiaciones, ni está prevista ninguna expropiación en las áreas de los permisos y concesiones en Paso Yobai», acotó.

Lampa tenía previsto iniciar el miércoles pasado en su mina Independencia la explotación de oro mediante la pulverización de la tierra con agua para apartar al metal de otros, evitando la utilización del mercurio por constituir un elemento contaminante del ambiente.

La planta de procesamiento tuvo un costo de 5 millones de dólares, según dijo a la AP Juan Carlos Benítez, encargado de la empresa en el Paraguay.
«Pero tenemos prevista una inversión de hasta 12 millones de dólares. Nosotros pagamos todos los impuestos establecidos en las leyes y damos trabajo a las personas del lugar sin la posibilidad de deteriorar su salud. El problema es que muchos buscadores informales, que no pagan impuestos, usan mercurio, altamente contaminante», explicó.

Entre 2003 y 2007 Lampa exploró los territorios concedidos hasta dar finalmente con el lugar en donde resolvió iniciar la explotación. «Todavía no sacamos el oro pero iniciamos el trabajo», afirmó Benítez.

El gobierno reconoció en su comunicado que «la minería informal no cuenta con permisos ni concesiones, ni cumple la legislación ambiental, laboral ni fiscal. Existiría una importante extracción de oro, sin tributar ni pagar royalties, con métodos precarios de procesamiento usando mercurio, exponiéndose a los trabajadores, su familia y pobladores, así como al medio ambiente, a este metal pesado tóxico y contaminante».

No obstante, informó que «se viene realizando un proceso de diálogo con los mineros informales o artesanales, autoridades locales y empresarios de la zona de Paso Yobai, en forma interinstitucional», para llegar a un acuerdo.

http://mx.noticias.yahoo.com/gobierno-paraguayo-ratifica-concesi%C3%B3n-minera-canadiense-135617639.html
Gobierno paraguayo ratifica concesión a minera canadiense
Por PEDRO SERVIN | Associated Press – jue, 2 feb 2012
Reuters – Hace 11 horas
ASUNCION (AP) — El gobierno paraguayo ratificó la legalidad de la concesión de seis mil hectáreas de terreno por 25 años a la compañía minera canadiense Lampa para la extracción de oro, según un comunicado difundido el jueves.
Las actividades de Lampa en su planta procesadora ubicada en la comunidad Paso Yobai, a 220 kilómetros al este de Asunción, autorizadas por una ley promulgada en 2003 por el entonces gobierno del presidente Luis González Macchi, fueron interrumpidas el miércoles último debido a la protesta de vecinos de la zona dedicados a la búsqueda informal del metal precioso.
En el espacio de seis mil hectáreas se encuentran propiedades municipales y privadas por lo que Lampa necesariamente debe llegar a un acuerdo con los dueños para la extracción de oro. Los pobladores aseguran que hasta el momento no hubo ningún convenio.
«Todas las concesiones se encuentran sujetas a lo dispuesto en la Ley de Minas», sostuvo un documento originado en el ministerio de Obras Públicas.
Agregó que «la concesión que tiene Latin American Minerals Paraguay Sociedad Anónima (Lampa SA) establece el pago de un 5% de royalties sobre el valor FOB de la producción, además de los cánones mineros».
Sin embargo, advirtió que un «permiso o concesión no otorga derechos sobre los terrenos o propiedades inmuebles, debiendo los permisionarios o concesionarios llegar a un acuerdo con los propietarios para ingresar a su propiedad y realizar trabajos».
«La concesión o el permiso no son expropiaciones, ni está prevista ninguna expropiación en las áreas de los permisos y concesiones en Paso Yobai», acotó.
Lampa tenía previsto iniciar el miércoles pasado en su mina Independencia la explotación de oro mediante la pulverización de la tierra con agua para apartar al metal de otros, evitando la utilización del mercurio por constituir un elemento contaminante del ambiente.
La planta de procesamiento tuvo un costo de 5 millones de dólares, según dijo a la AP Juan Carlos Benítez, encargado de la empresa en el Paraguay.
«Pero tenemos prevista una inversión de hasta 12 millones de dólares. Nosotros pagamos todos los impuestos establecidos en las leyes y damos trabajo a las personas del lugar sin la posibilidad de deteriorar su salud. El problema es que muchos buscadores informales, que no pagan impuestos, usan mercurio, altamente contaminante», explicó.
Entre 2003 y 2007 Lampa exploró los territorios concedidos hasta dar finalmente con el lugar en donde resolvió iniciar la explotación. «Todavía no sacamos el oro pero iniciamos el trabajo», afirmó Benítez.
El gobierno reconoció en su comunicado que «la minería informal no cuenta con permisos ni concesiones, ni cumple la legislación ambiental, laboral ni fiscal. Existiría una importante extracción de oro, sin tributar ni pagar royalties, con métodos precarios de procesamiento usando mercurio, exponiéndose a los trabajadores, su familia y pobladores, así como al medio ambiente, a este metal pesado tóxico y contaminante».
No obstante, informó que «se viene realizando un proceso de diálogo con los mineros informales o artesanales, autoridades locales y empresarios de la zona de Paso Yobai, en forma interinstitucional», para llegar a un acuerdo.
http://mx.noticias.yahoo.com/gobierno-paraguayo-ratifica-concesi%C3%B3n-minera-canadiense-135617639.html