De la redacción

Periódico La Jornada
Miércoles 29 de febrero de 2012, p. 39
El rechazo del gobierno de Veracruz a la operación de la mina Caballo Blanco debe ser tomado en cuenta por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) en su resolutivo de impacto ambiental, y negar el permiso al proyecto, afirmó ayer el Centro Mexicano de Derecho Ambiental (Cemda). La mina colinda con la nucleoeléctrica Laguna Verde, lo que implica riesgos ambientales y de seguridad nacional, indicó. En un comunicado, recordó que el gobierno veracruzano afirmó que la mina Caballo Blanco no es viable.
http://www.jornada.unam.mx/2012/02/29/estados/039n4est