Finanzas

Camimex denuncia que grupos invaden concesiones mineras de terceros y desarrollan obras carentes de las más elementales medidas de seguridad e higiene. Foto: Archivo / El Sol de México

Organización Editorial Mexicana

12 de octubre de 2012

Juan GArciaheredia / El Sol de México

Ciudad de México.- La minería ilícita de carbón y fierro ha crecido de modo importante en la nación, según datos contenidos en el informe anual 2012 de la Cámara Minera de México (Camimex), la cual planteó la necesidad de que las autoridades eviten la invasión ilegal de concesiones mineras y garanticen el respeto al estado de derecho.

 

Ese documento puntualiza que «hasta hace un par de años, el problema de la minería ilícita en el país no existía o se encontraba muy focalizado y acotado. Sin embargo, a raíz de los altos precios alcanzados en las cotizaciones de los metales, esta mala práctica ha venido creciendo de manera importante en la minería del carbón y del fierro, y más recientemente, en concentrados de minerales polimetálicos».

En la zona carbonífera de Coahuila ha proliferado la explotación en los denominados «pocitos». Grupos que al margen de la ley invaden impunemente concesiones mineras de terceros y, sin permiso ni autorización, desarrollan obras mineras carentes de las más elementales medidas de seguridad e higiene, no ofrecen seguridad social a sus trabajadores y explotan el carbón de manera empírica, recalca dicho reporte.

Añade que «esta situación pone a quienes mantienen en regla sus concesiones mineras en absoluta indefensión cuando se presentan accidentes fatales en estos ‘pocitos’, pues injustamente cargan con la responsabilidad ante cualquier incidente».

En otro aspecto, el citado informe detalla que en 2011 la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y la Promotora para el Desarrollo de Coahuila formalizaron un convenio mediante el que se estableció que la CFE sólo comprará carbón a empresas que cuenten con el dictamen de cumplimiento de la Norma Oficial Mexicana «NOM-032-STPS-2008, Seguridad para Minas de Carbón».

«Aunque la medida es plausible, es necesario que las autoridades eviten la invasión ilegal de concesiones mineras y garanticen el respeto al estado de derecho, más que pretender solucionar el problema mediante la atención de una consecuencia secundaria de un delito como es la prohibición de la venta de un bien obtenido de manera ilícita», señala el mencionado documento de la Camimex.

 

http://www.oem.com.mx/eloccidental/notas/n2728914.htm